MANZANARES CANCELA SUS COMPROMISOS EN AMERICA

La operación tiene como objetivo paliar la hernia discal que llevaba arrastrando el torero: «Precisa tratamiento rehabilitador prolongado y durante meses no vemos aconsejable que comience de nuevo a torear», declara el Dr. Trujillo

José María Manzanares ha sido sometido a una intervención quirúrgica en su espalda que le ha obligado a cancelar sus próximos compromisos en América. La operación, llevada a cabo por el Dr. Trujillo, tenía como objetivo paliar la hernia discal que llevaba arrastrando el torero durante algún tiempo.

Según el parte médico completo enviado a esta redacción por el gabinete de prensa del torero, en la operación «se procede mediante anestesia general a realizar un abordaje posterior unilateral izquierdo a la columna lumbar con separador tubular MISS, guiado con escopia y disectomía del espacio L4-L5 encontrando una clara hernia discal que comprimía la raíz de forma importante. Tras extirpar el fragmento se completa la disectomía. La raíz queda completamente libre tras el procedimiento. Completamos con rizolisis L4-L5-S1 bilateralemente e inyección de factores plaquetarios posteriormente».

El diestro de Alicante, que presenta una discopatía lumbar L4-L5 y L5-S1, habiendo sido intervenido previamente en dos ocasiones por hernias discales en el espacio superior (L4-L5), ha comenzado de nuevo el proceso a raíz de un traumatismo lumbar producido durante la Feria de San Miguel que produjo una nueva recidiva de la hernia discal ya intervenida (L4-L5).

Según palabras del Doctor Trujillo: «Hemos intentado con tratamientos conservadores mejorar su sintomantología dolorosa pero no ha sido posible, por lo que hemos realizado una nueva cirugía sobre la columna lumbar de nuevo a nivel L4-L5 izquierda, para extirparle el disco protuído». Por todo esto, Manzanares «precisa tratamiento rehabilitador prolongado y durante meses no vemos aconsejable que comience de nuevo con sus tareas laborales habituales (torear) puesto que al tener el espacio L4-L5, operado ya en tres ocasiones, y el disco L5-S1 deshidratado, la potenciación de su musculatura paravertebral lumbar y abdominales es imprescindible pensando en la evolución futura».

Por lo tanto, aclara el doctor, «desde el punto de vista médico y hasta ver la evolución debe realizar tratamiento rehabilitador y evitar los esfuerzos y posturas violentas».

Por: Aplausos.es