UN ARROLLADOR ROCA REY CORTA DOS RABOS Y SALE A HOMBROS EN MURCIA

UN ARROLLADOR ROCA REY CORTA DOS RABOS Y SALE A HOMBROS EN MURCIA

Morante de la Puebla fue abroncado por el público por su mala actuación en su segundo toro

 

El diestro peruano Roca Rey, con un total de cuatro orejas y dos rabos, y Paco Ureña, con tres apéndices, han salido a hombros esta tarde en el coso de la Condomina en la segunda corrida de feria, en la que Morante ha conseguido un trofeo.

Morante de la Puebla ha dado una de cal y otra de arena en Murcia, ya que en su primero ha cumplido, aunque el astado tenía condiciones para una faena más redonda, y en su segundo ha dado un petardazo, que se dice en la jerga cuando un torero cosecha una muy mala actuación.

La lidia de este ultimo, de apenas unos minutos de duración, ha transcurrido entre la bronca del público y los gritos de «fuera, fuera», que expresaban el sentimiento colectivo de protesta porque no ha querido ver al toro, pese a que el animal no había hecho ningún extraño.

El lorquino Ureña ha cumplido con mucha dignidad su labor en ambos, ante los que se ha lucido con tandas por ambas manos sabiendo aprovechar la boyantía de unos toros que no se cansaban de embestir y que estaban siempre dispuestos a pasar por su jurisdicción tan pronto les ponía la muleta en la cara.

La faena más redonda estuvo en su primero, que al tener mayor recorrido le ha facilitado las cosas.

El triunfador indiscutible del festejo ha sido el peruano Roca Rey, que a punto ha estado de conseguir que se colocara el cartel de «no hay billetes».

Ha lidiado siempre muy encima de los astados, que le rozaban la taleguilla, lidiándolos de forma magistral, con mucho empaque y torería, alternando una y otra mano y sacando lo mejor de ambos, con un poder de transmisión a los tendidos que muchos quisieran.

FICHA DEL FESTEJO.- Seis toros de la ganadería de Núñez del Cuvillo, correctos de presentación, bravos, nobles y de muy bien juego. Los mejores, segundo, tercero y sexto, aplaudidos en el arrastre.

  • Morante de la Puebla, oreja y gran bronca, que se ha repetido al abandonar el ruedo.
  • Paco Ureña, dos orejas y oreja.
  • Roca Rey, dos orejas y rabo, y dos orejas y rabo.

Al finalizar el paseíllo se ha guardado un minuto de silencio en memoria del carnicero que este lunes resultó cogido mortalmente en los corrales de la plaza cuando se procedía a rematar un toro que había sido devuelto.

La plaza se llenó hasta la bandera, en la que ha sido la mejor entrada de las últimas temporadas, gracias, en este caso, al tirón de Roca Rey.